El delegado territorial de Medio Ambiente, José Antonio Cortés, visita la Comunidad de Regantes

El delegado de Medio Ambiente apuesta por Huelva como modelo del uso responsable del agua en los proyectos de regadíos.

 

El delegado territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Antonio Cortés, ha visitado las instalaciones de la Comunidad de Regantes Palos de la Frontera, a la que ha puesto como ejemplo de "modelo de uso responsable del agua”.

“Siempre pensamos en el interés general, teniendo en cuenta el cumplimiento estricto de la ley y confiando todo el futuro en la sostenibilidad. El agua es un recurso finito a pesar de que en la provincia de Huelva tenemos garantía de suministro a día de hoy”, ha explicado el delegado territorial.

Durante la visita, en la que ha sido recibido por el presidente de la Comunidad, José Antonio Garrido, su secretario, Fernando Sánchez, y miembros de la Corporación Municipal palerma, el representante de la Junta de Andalucía ha mostrado su interés por “trabajar en coordinación para que medio ambiente y desarrollo económico vayan de la mano. “El objetivo es conocer de primera mano las necesidades y los problemas de los comuneros”, ha dicho en un encuentro con la 'Palos de la Frontera' con la que cumple con su ronda de visitas a la comunidades de regantes.

José Antonio Garrido, por su parte, ha destacado “la importancia de seguir apostando por el sector de los berries, como motor de desarrollo de la economía de la provincia de Huelva”. Asimismo, el encuentro ha servido también para crear una mesa de trabajo en la que se han planteado sugerencias necesarias para el regadío, como la ampliación de la concesión de aguas.

“Esta Comunidad es pionera en muchos apartados y modélica no solo en Huelva, sino en todo el territorio español. Queremos que se siga consolidando y que siga creando empleo”, ha agregado el delegado de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio.

El recorrido de la visita, que comenzó en la sede social de la Comunidad, ha continuado en la Balsa General, que abastece agua a parte de los comuneros, y ha concluido en Fresgarrido, una empresa hortofrutícola en la que han pudido conocer el proceso de tratamiento de las fresas, así como plantaciones de arándanos.