La CR Palos culmina un intenso verano de obras de cara a la nueva campaña agrícola

La Comunidad de Regantes Palos de la Frontera ha culminado un intenso verano de obras para el mantenimiento de las instalaciones y estar así en perfecto estado de funcionamiento de cara al comienzo de la nueva campaña agrícola. Durante estos meses se han efectuado obras de vital importancia para garantizar el suministro eficiente de agua como ha sido la limpieza de la balsa del sector I.ç

Durante varias semanas se ha cortado el suministro a esta balsa para secarla completamente y permitir así el acceso a los sedimentos que durante años se han acumulado en la zona y su retirada para la mejora de la calidad del agua. Esta acción facilita y da mis rigor a la investigación científica por parte del proyecto Invarega, liderado por Feragua y con la profesora de la Universidad de Huelva María Luisa de la Torre al frente, ya que al desecar la balsa se ha tenido acceso a muestras de las especies invasoras que colonizan las conducciones de riego y que se están intentando controlar bajo diversos métodos.

Por otro lado, también se han construido dos nuevas casetas de riego para optimizar el suministro de agua en la Finca Los Cristos. Estas infraestructuras permiten la distribución eficiente del agua con la presión suficiente y tener un mejor control sobre el consumo. Por último también se ha culminado el plan de mejora de las casetas de riego, cambiando piezas metálicas de la red de distribución por otras de polietileno, más eficientes y que minimizan el riesgo de fugas al no tener problemas de corrosión. Este plan de mejora se ha llevado a cabo durante los meses de verano en los últimos años y se ha dado por finalizado este 2020.

Según el técnico de la Comunidad de Regantes Palos de la Frontera encargado del proyecto, Sito Albarracín, se trata de “un gran esfuerzo inversor y de trabajo pero que permite a la entidad de riego garantizar su futuro en el suministro de agua y adelantarse a posibles averías de manera que lo que ofrecemos a los agricultores de la zona es tranquilidad”. Estas piezas son además “mediambientalmente más sostenibles y evitan que haya pérdidas de agua para aprovechar así al máximo este recurso”.

Por último, también se han llevado a cabo diversas obras de mantenimiento en tuberías para mejorar la presión y caudal en diversas zonas y se han sustituido algunas válvulas de corte. Al mismo tiempo se han atendido algunas reclamaciones de mejora efectuadas por los socios en aras de dar el mejor servicio posible. Estas obras se llevan a cabo durante los meses de verano una vez concluida la temporada agrícola de los frutos rojos para intentar minimizar en la medida de lo posible molestias y cortes en el suministro a los agricultores.